NOCHE DE SILENCIO

51F

 

Ese silencio espantoso me llenó el alma de inquietud. Los ronquidos tranquilizadores de mi padre enmudecieron. El constante gasear de mi hermano mayor apagó la aromática sonoridad apestosa. El hablar entre sueños de mi madre dejó colarse el inquietante mutismo. Vi los perfiles de los tres entre la oscuridad, del espíritu de una boca que no lo era me salieron besos inmensos hacia mis seres queridos.

Sin casi darme cuenta de ello, una luz cegadora me deslumbró la vista. Un hombre tiraba por mí de dentro de una especie de cueva. Me cortó algo que se enredaba en el ombligo. Me cogió de los pies y me dio un cachete en las nalgas que me hizo llorar. Una mujer me quitó de los brazos del hombre y me empezó a lavar. Me enrolló en una manta y me depositó en el regazo de unos ojos que me miraron con un amor que jamás olvidaré.

¡Y que esa mirada de amor ya me sonaba!

 

 

.

30 pensamientos en “NOCHE DE SILENCIO

      • Un recuerdo precioso. Siempre he echado de menos una madre, la he tenido pero emigró cuando yo era muy pequeña y apenas la he visto. Mi abuela fue quien me crió el tiempo que no estaba en el internado…
        Abrazos.

      • Para mi ha sido una suerte que mi vida se haya cruzado con la de ella. He sido muy feliz a su lado y los recuerdos son ahora mi mayor tesoro.

    • Gracias, por el microrrelato empecé en esto de los blogs y jamás lo olvidaré, de él aprendí mucho y con él conocí grandes escritores con blogs que me enseñaron lo indecible en la escritura. Es de bien nacidos ser agradecidos, para toda/os ella/os mi reconocimiento más grande.

      • Felices también tus lectores.

        Si ha habido albañiles, acuérdate de ventilar bien hasta que se seque el yeso y el cemento (Fin de los consejos de agüela)

        Un abrazo

  1. ¡¡¡Puffff!!! Aquí lo has ‘bordao’ hermano; sucinto pero tajante; alegórico y a la vez explícito. Del mito al arquetipo y del arquetipo a lo cierto en tanto en cuanto lo próximo, lo real y lo familiar…

    …en tanto en cuanto a lo íntimo.

    Touché.

    • Gracias Azurea, hay mucha variedad de blogs y todos tienen su quid. Coincido contigo en mi gusto al microrrelato, pero la poesía y la prosa-poética tienen también un rincón en mi corazón.

  2. Madre/mamá… Nunca una palabra podrá contener tanto ni su pronunciación equiparará ese amoroso bálsamo perenne que impregna la boca y el sentimiento cuando asoman sus sílabas a los labios…

    Qué hermosa y añorante recreación la tuya.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s